'El mar , el silencio y la roca', por María Antonía García Jiménez abogada
Ampliar

"El mar , el silencio y la roca", por María Antonía García Jiménez abogada

jueves 23 de junio de 2022, 08:51h
'El mar , el silencio y la roca', por María Antonía García Jiménez abogada

Deslizando una pala y luego su opuesta inserta en el estreno de la barra , con solo el movimientos sencillo y acompasado de tus brazos, rasgando la superficie del mar, a veces azul casi negro y profundo , otras verde trasparente con fondo blanco.

Son las siete de la mañana. Salimos en el viejo Kayak desde el "Paseo Parra" de Águilas, apenas nadie, solo el marinero encargado del Club náutico.
Saludamos a un pescador con mirada desdibujada por décadas de sol y la sal. Sonríe desdentado, y nada más. Seguimos acompasadas; y, de momento, como un iceberg petrificado, se perfiló la Isla del Fraile. En su orilla un baño, vigiladas por una colonia de garcetas, y pinillos. A la vuelta bordeando la isla, como corsarios al abordaje, observamos esa corte esculpido por la naturaleza, lamido por el mar, un acantilado de prestancia óxida, podía ser una obra de Chillida. Seguimos, seguimos y nos invade el sonido del mar en calma, apenas unos mugidos sordos de gaviotas y luego como un vacío. Entonces, de forma súbita el sol empieza a rugir, un bálsamo para el alma.

Sentimos un atisbo de paz, es el silencio frente al ruidoso apremio de lo cotidiano.No pensar en nada y en todo. Es la necesidad de la pausa. Es el mar, el silencio y la roca. La cercanía de lo bello está aquí, no necesitamos anhelantes cantos de pérfidas sirenas a cambio de promesas de paraísos artificiales. Esto es vida que se aproxima a la felicidad.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios