EL BORREGUISMO PRESENTE Y FUTURO por Juan Saborido Gago extrabajador de VEIASA-ITV-Metrología

EL BORREGUISMO PRESENTE Y FUTURO por Juan Saborido Gago extrabajador de VEIASA-ITV-Metrología

Ante todo, no se alteren, no he cambiado de temas, ni me he pasado a disertar o reflexionar sobre los lanudos seres que facilitan nuestra vida y del que nos alimentamos, y vestimos. Tampoco intento ofender a nadie, más bien quiero realizar una reflexión a colación de lo que está ocurriendo en nuestra sociedad con respecto a nuestras actitudes ante los acontecimientos que surgen tanto social como laboral o en la política, sobre todo ante estas últimas elecciones en Andalucía.

La RAE define borreguismo como la “Actitud de quien, sin criterio propio, se deja llevar de las opiniones de los demás” también un borrego o borrega “Es una persona que se somete gregariamente a la voluntad ajena”

¿Está nuestra sociedad aborregada?

Tal vez piensen, que ante los avances que se producen la mayoría de la población estamos muy bien informados y tenemos los suficientes datos para ser autónomos en nuestras decisiones. Demostrare en este artículo que no es oro todo lo que reluce o que no somos tan autónomos. En este sentido, se han realizado infinidad de estudios por sociólogos psicólogos sobre la materia en cuestión.

Pienso, que lo que actualmente le sucede a nuestra sociedad, no es solo la consecuencia de la manipulación de una persona o grupos de personas, ya que, tanto en grupos empresariales, institucionales, políticos o sindicales, que se generan continuamente infinidad de problemas, son la causa, sino más bien, la incapacidad de la ciudadanía de profundizar sobre los hechos que acontecen, y, realizar una autentica reflexión para obtener una opinión clara y veraz para poder actuar en consecuencia.

En el blog de Agustín Grau, licenciado en derecho, emprendedor, escritor y bloguero, tiene un artículo titulado “¿te gustaría saber si eres el perfecto borrego?” (podéis acceder a su blog agustingrau.com que recomiendo leáis) dice así:

“Ser borrego es una cualidad que trasciende a cualquier ideología, raza, sexo, religión, orientación sexual, creencias…En el mundo hay muchas categorías de personas, pero yo diría que básicamente dos: los borregos y los que están despiertos (o camino de despertarse, es decir, no lo están del todo, pero ponen interés en ello, se esfuerzan).

A su vez, dentro de los borregos encontramos tres subcategorías:

  • Los que saben que son unos borregos, disfrutan de esa condición y presumen y alardean de ella. Su frase preferida es: yo no me complico la vida…
  • Los que no solamente niegan ser unos borregos, sino que se las dan de llevar una vida digna y profunda. Su frase preferida es: la gente no se entera de nada… (evidentemente ellos tampoco).
  • Los que viven en los mundos de fantasía, luz y color; no se plantean si son unos borregos o no; es más, no saben si quiera que exista esta categoría o qué diablos pueda significar. Su frase preferida es: no entiendo: ¿el borrego no es un animal…?

Los primeros tienen arreglo. Los segundos lo tienen más difícil porque son arrogantes y soberbios. Y los terceros está claro que necesitan una mano a fondo porque no saben ni dónde están.”

Somos más borregos de lo que pensamos.

Existe desde hace algunos años toda una ciencia que estudia “la manipulación de las masas” no sólo con intereses económicos (que es su deseo primordial) sino para intereses como el poder; con el único fin, de que hagamos lo que una elite desee y además creamos que estamos haciendo “lo correcto”, y para ello, no existen límites éticos ni morales, recuerden los anuncios subliminares de coca cola en los cines, o el movimiento que genero el nazismo.

En 1951 el psicólogo estadounidense Salomón Ach realizó un experimento que fue pionero en la disciplina de la psicología social. En el célebre experimento, demostró la existencia de un fenómeno llamado conformidad. Lo que Ach demostró fue que el ser humano puede modificar su opinión, actitud o conducta, percepción, etc., para conformarse a la opinión, actitud, conducta, percepción, etc., del grupo, por muy alejada que estén de la realidad y por muy absurdas que parezcan.

En esta misma línea de investigaciones, se encuentra la teoría de La Ventana de Overton, teoría de filósofo estadounidense (Joseph Overton) que en la década de los ochenta fue desarrollada; en la que postula que, si se sigue una metodología correcta, puede modificarse la actitud de cualquier persona frente a ideas totalmente inaceptables, modificándose la opinión pública de la sociedad.

Podría seguir poniendo ejemplos de experimentos y teorías que desde entonces se desarrollaron y que actualmente aún son mucho más sofisticadas, como las redes sociales, Facebook, Wasap, YouTube, Twitter, etc…

¿Aún crees que no somos borregos?

De modo general expondré nueve formas donde el sistema económico, político y mediático de la derecha trabaja para garantizarse ser poseedor permanente del poder y cuando la izquierda por la voluntad democrática de los ciudadanos en cualquier momento accede al poder (moción de censura contra Rajoy y elección de Presidente Pedro Sánchez ratificado en dos elecciones generales más) es considerado por ese sistema como una anomalía o ilegitimidad a la que hay que combatir de todas las formas legales e ilegales (véase policía patriótica del exMinistro del Interior Jorge Fernández Diaz) para perpetuar nuestro aborregamiento y hacernos ver que es por nuestro bien para lo que utilizan técnicas precisas y retorcidas:

  • Gradualidad. A través de pequeñas medidas que se aplican paso a paso para evitar el rechazo de la ciudadanía.
  • Simplificar. Esta es una forma muy inteligente ya que si un problema se plantea de una forma simple tiene muchas probabilidades que nadie lo analice a fondo y vea el trasfondo (las citas de las ITV se solucionan privatizando).
  • Distracción. Los gobiernos suelen crear eventos positivos o que tenga poco calado para desviar la atención de los ciudadanos (las ITV son una carga y los privados lo hacen mejor).
  • Crisis. Es la creación de una crisis de fuerza mayor ya sea política económica o conflicto bélico, para desviar la atención del verdadero problema: después que ha pasado la tormenta los precios han subido, los derechos reducidos, los beneficios de los ciudadanos eliminados (si las vendemos tenemos ingresos para otros servicios).
  • Diferir. Casi siempre los gobernantes dejan claro que la medida que van a utilizar perjudicará a muchos, y dirá que no desea plantear medidas restrictivas, y que es un sacrificio necesario (que el servicio público pase a manos de amiguetes es lo mejor para los andaluces).
  • Los mitos. Los mitos suelen realizarse alrededor de una personalidad, un hecho histórico o incluso del propio país, para que se valide el sistema imperante.
  • La culpa. La generación de un sentido de culpa para justificar ciertas situaciones y así tomar acciones drásticas (no queremos, pero es lo mejor para todos privatizar las ITV).
  • Las emociones. Los seres humanos nos dejamos llevar por las emociones, por eso aparecerán líderes carismáticos, demagogos populistas que conmueven a las masas y conectan a nivel emocional con la bandera o la patria y empeña la palabra del líder Juanma para convencer de lo bueno que es privatizar. Normalmente terminan subyugando a la masa y destruyendo al país.
  • Por último, sembrando la ignorancia. Obtener a una población ignorante pone muy fácil la dominación, esto se realiza a través del sistema educativo donde no se habla de análisis crítico de las cosas.

El presente y el futuro.

Somos los dueños tanto del presente y de nuestro futuro, siempre y cuando salgamos de esta concepción que el sistema nos tiene instalado en venas, ¡No somos Borregos! Y queremos unos mejores servicios públicos y no que se privaticen como pretenden con las ITV.

Si continuamos en esta “burbuja de falso bienestar”, de paz y de amor, los lobos seguirán tras nosotros. Somos nosotros los que tenemos que despertar, abrir nuestros ojos y tomar una decisión y darnos cuenta que no por casualidad Juanma dos días después de lograr la mayoría absoluta habla en una radio del régimen de que las ITV “no funcionan bien”, tirando por tierra a los/las trabajadores/as del ente público a pesar de 30 años de excelente gestión demostrada que no le ha costado ni un céntimo a los andaluces y por el contrario ha generado un amplio patrimonio.

O ¿Desea seguir siendo un borrego y dormir en su mundo de confort e ignorancia, o por el contrario estar despierto y saber qué está pasando en su entorno para defenderse y luchar contra la privatización de las ITV al estilo PP Valenciano de tan infausto recuerdo? Si se decanta por lo último tenga en cuenta que será mal visto por el resto de las personas, pero recuperara la dignidad perdida

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios