El PP solicita una campaña informativa municipal sobre la leishmaniosis y el incremento de las fumigaciones para evitar su transmisión a los humanos

El PP solicita una campaña informativa municipal sobre la leishmaniosis y el incremento de las fumigaciones para evitar su transmisión a los humanos
Ampliar

La Concejal por el Partido Popular, Mayte Martínez, ha propuesto el desarrollo de una campaña municipal de concienciación sobre los problemas que provoca la leishmaniosis, una enfermedad que está considerada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como la segunda más importante que se transmite por un parásito protozoo.

La subida de las temperaturas medias por el cambio climático y el calentamiento global ha provocado que el insecto mantenga su actividad durante todos los meses del año en esta zona, cuando hasta hace unos años se limitaba a los meses de mayor calor. La Comarca de Lorca constituye uno de los lugares con más riesgo de España en este sentido. Precisamente mañana se celebra el "Día de la lucha frente a la leishmaniosis".

El contagio al ser humano se produce por la picadura del flebotomo infectado con el parásito, por eso proponemos la realización de campañas municipales de información al respecto de forma paralela al desarrollo de fumigaciones extraordinarias tanto en casco urbano como en barrios y pedanías. Se trata de una petición que venimos reclamando desde hace tiempo y ante la que esperamos que se reaccione ya.

En los seres humanos esta enfermedad provoca lesiones ulceradas en la piel, anemia, inflamación del bazo, hígado y medula ósea. Tiene tratamiento eficaz, aunque en ocasiones requiere la hospitalización del paciente.

"Hemos de tener en cuenta que la leishmaniosis afecta al 15% de los perros en nuestro país, aunque en el área mediterránea donde está incluida Lorca ese nivel supera el 50%. Es preciso actuar contra el flebotomo que la transmite con fumigaciones para evitar brotes en humanos, que son cada vez más frecuentes en España".

Esta enfermedad también la pueden sufrir los seres humanos, lobos, hurones, zorros, gatos, lobos, e incluso se han descrito casos en caballos, tejón, martas de haya, erizos, meloncillos, nutrias, ginetas, mapaches, cabras y aves. En algunas especies, como conejos y liebres, los ejemplares sólo actúan como reservorio, es decir, transmiten la enfermedad, pero no la padecen.

La proliferación extraordinaria de conejos que registra nuestro término municipal hace necesario que la vigilancia por parte del ayuntamiento se extreme, puesto que conforman un riesgo para la propagación de la Leishmania.

Aunque se trata de una enfermedad que actualmente no tiene cura definitiva, si un perro es diagnosticado a tiempo y se le somete a un tratamiento al que responda adecuadamente para aislar al parásito, el paciente podrá disfrutar de una buena calidad de vida, logrando que la enfermedad quede cronificada pero inactiva.

La mejor manera de llegar a tiempo, es realizando tests periódicos a nuestras mascotas para detectar el problema y que el veterinario establezca el tratamiento adecuado. También es eficaz aplicar a nuestros animales repelentes en forma de spray, pipeta, aerosol y collares específicos.

La época de mayores temperaturas que estamos iniciando ahora en el mes de mayo es también la de mayor transmisión de esta enfermedad, puesto que los mosquitos que la transmiten a través de su picadura (conocidos como flebotomos), multiplican exponencialmente su reproducción y presencia en el medio, registran más movimiento y virulencia.

Las recomendaciones que los veterinarios indican para prevenir su transmisión son que el animal duerma en el interior durante los meses de mayor riesgo, la colocación de mosquiteras en puertas, ventanas y otros accesos, así como no pasear a las mascotas al anochecer, ya que es la hora en que los flebotomos están más activos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios