Favor por favor o simple casualidad el contrato de Leire Pajín a laura Nuño, directora del máster

Favor por favor o simple casualidad el contrato de Leire Pajín a laura Nuño, directora del máster

miércoles 12 de septiembre de 2018, 11:30h

Pajín y Aído dieron 400.000 € a la directora del máster imputada máster cuando Montón "realizaba" el curso.

A Carmen Montón no le ha bastado con ser una buena gestora, algo que poco ponen en duda. Ella se califica de honrada, dice no haber hecho nada que no le dijeran, sin embargo no podrá descartar que ha sido una aprovechada y que le han regalado algo que no merecía. Ese algo es un máster que tanto cuesta conseguir a los alumnos normales, a esos que no son vip, ni tienen amigos o amigas poderosas con capacidad para dar dinero público en subvenciones o ayudas como el que le dieron a Laura Nuño directora del máster, curiosamente durante el curso en el que Montón se matriculó.

Demasiados vínculos y casuales favores que complican la honestidad de Carmen Montó a la que ahora se le abre horizonte complicado que siguiendo la estela de sus antecesores en el asunto de los master terminará en los tribunales.

Publica el Confidencial que en noviembre de 2010, cuando la ya exministra estaba supuestamente cursando el máster en Estudios Interdisciplinares de Género del polémico Instituto de Derecho Público (IDP) de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdadque lideraba Leire Pajín (Bibiana Aído era secretaria de Estado de Igualdad en esa cartera) adjudicó un contrato de 399.000 euros a un consorcio en el que participaba la directora del posgrado de Montón, Laura Nuño, encargada también de una de las asignaturas del programa bajo sospecha.

Los fondos del ministerio del entonces Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero tenían como objetivo costear un proyecto de “investigación-diagnóstica sobre participación social de las personas afectadas o en riesgo de pobreza y exclusión”, dentro del “plan local de actuación integral contra la discriminación”. Nuño revela en su currículo su participación en ese trabajo, que se prolongó de noviembre de 2010 a noviembre de 2011, un periodo que coincide en gran parte con el curso en que se matriculó Montón, de septiembre de 2010 a junio de 2011.

La directora del máster no fue la única destinataria de los fondos públicos. Aparte de la Cátedra de Género del IDP que lideraba Nuño, el dinero de la cartera de Pajín también fue a parar a Folia Consultores, una empresa dedicada a prestar asesoramiento en políticas sociales y medioambientales que formó igualmente parte del consorcio del proyecto. El Registro Mercantil revela que, de los cuatro accionistas de Folia Consultores, dos fueron profesores de Montón en su controvertido máster. Se trata de Pepa Franco y Clara Guillo. 'Eldiario.es' les preguntó si recordaban haber visto a la exministra de Sanidad en sus clases, pero ninguna contestó.

Montón no se ha ido, la han echado, y no lo ha hecho Pedro Sánchez, sino las bases cansadas de tanto pillo que han presionado a través de las redes. Tampoco la han largado por ser una mala gestora, sino por ser politicamente indecente.

Matrícula fuera de plazo, aprobados sin ir a clase, modificaciones en las notas con las actas ya cerradas, plagio en el TFM, era de libro que estaba a bocada a dimitir.

Montón no ha obrado como la mujer del César sino como una presunta delincuente más como lo es Casado o Cifuentes y como lo son desde el rector de la Juan Carlos I por permitir y ahora tapar lo que sucede a los profesores de ese Máster.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Nuevodiario.es

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.