Gobierno y sindicatos se sientan el 4 de septiembre para ampliar las ayudas a los desempleados de larga duración.

Gobierno y sindicatos se sientan el 4 de septiembre para ampliar las ayudas a los desempleados de larga duración.
Ampliar
martes 15 de agosto de 2017, 08:59h
Con dos millones de parados más respecto a 2007, las ayudas se han reducido en 14.000 millones de euros.

A pesar de la mejora económica, esta no ha llegado a todos por igual, muchas personas, más de millón y medio de los casi cuatro millones de desempleados, son parados de larga duración. Hombres y mujeres que lo tienen muy complicado para volver a tener algún trabajo. Son por lo general personas de baja cualificación a las que se les van agotando todas las prestaciones sin que en el horizonte vislumbren una salida laboral que les permita salir del hoyo que remedia en parte la ayuda por desempleo o las subvenciones.

Esta por terrible que parezca es la situación para la mitad de los parados en España. Una situación que los sindicatos vienen denunciando y a la que ahora el gobierno parece querer poner remedio comprometiendose con estos en la búsqueda de fórmulas para mejorar la cobertura de dichos desempleados, que se reduzca el número de parados sin ayudas. Por tal motivo, el secretario de Estado de Empleo, Juan Pablo Riesgo, se reunió el lunes con los agentes sociales al objeto de estudiar la situación, comprometiéndose a buscar la manera de ampliar dicha cobertura.

Riesgo, aseguró que el Ministerio de Empleo negociará con los sindicatos una reforma integral sobre las distintas prestaciones que hay en la actualidad al objeto de simplificar las ayudas y ampliar la actual cobertura. Este plan incluirá nuevas vías para mejorar la protección a los parados de larga duración, que en su gran mayoría son personas mayores de 45 años. Así el ministerio se ha comprometido a cumplir esta exigencia sindical que tendrá como fecha de partida el 4 de septiembre. El objetivo prioritario para los sindicatos son los parados de larga duración, ya que sus posibilidades de encontrar un empleo son más que difíciles, imposibles por lo que para combatir la situación, el nuevo plan tendrá que ofrecer ayudas por más tiempo, así como facilitar su acceso al mercado laboral.

Este principio de acuerdo no era para el Gobierno el objetivo prioritario de la mesa de diálogo social por la que el gobierno ha convocado con urgencia a los sindicatos. El motivo era negociar la prórroga del Programa Prepara que ayuda con 400 euros a los parados de larga duración y con 450 euros a aquellos que tienen cargas familiares. Un programa que caduca hoy y que como saben son las comunidades autónomas, las encargadas de gestionar .

El Ejecutivo podría firmar la actualización en el próximo Consejo de Ministros ordinario, si bien en esta ocasión no sería una prórroga del programa, ya que una sentencia de julio del Tribunal Constitucional obliga a que sean las regiones quienes gestionen esta ayuda. Por tanto tendrá que producirse un pequeño cambio normativo. Por tal motivo el ministerio lo que quiere es que las regiones le cedan esta gestión aduciendo que es la única manera de prorrogar el Programa Prepara y así poder seguir atendiendo a las peticiones de parados de larga duración que han agotado todos los subsidios. La cuestión es si las comunidades autónomas lo haran.

CCOO propuso al secretario de Estado una alternativa. Esta consistía en incorporar el Programa Prepara en el PAE, de modo que pueda seguir gestionándolo el Gobierno,pues de esta manera no necesitaría llegar a un acuerdo con las comunidades autónomas, aunque para hacerlo el Gobierno tendría que modificar el real decreto del PAE para que incluya en el mismo a los parados sin cargas familiares y permitir que cada parado pueda renovar una vez esta ayuda. Desde Comisiones Obreras apuntan que esta sería la salida más viable, ya que de este modo, quedarían englobadas en un mismo programa las dos ayudas actuales. Lo curioso es que esta propuesta no convence al Gobierno, que considera que sería esquivar la sentencia del Tribunal Constitucional.

Actualmente más de la mitad de los parados de larga duración no perciben prestación alguna, Pocos alguna ayuda autonómica, de este modo el gobierno ha conseguido ahorrarse 14.000 millones.

Así de los 32.000 millones de euros de 2012 se ha pasado a los 18.000 millones presupuestados para este ejercicio por lom que el gasto en prestaciones por desempleo será el más bajo desdeel año 2007, a pesar de que habrá casi 2,2 millones de parados más, según los datos de la EPA. Esta es una situación poco entendible para los agentes sociales que el Gobierno dice querer corregir ahora que las cuentas públicas están más holgadas. Que lo haga o no está por ver.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios