Una desleal Susana Díaz alza el puño contra Pedro Sánchez, dividiendo de nuevo al PSOE

Una desleal Susana Díaz alza el puño contra Pedro Sánchez, dividiendo de nuevo al PSOE
Ampliar
lunes 31 de julio de 2017, 12:49h
Sánchez llegó al cónclave regional que se ha celebrado en un hotel sevillano, aclamado por sus seguidores, al grito de "¡Pedro, Pedro!".

Así ha sido, Sánchez y Díaz se han vuelto a ver las caras tras el último Congreso Federal de junio y ni que decir tiene que la expectación era máxima, sobre todo porque en la última semana la tensión entre ambos ha sido más que evidente tras el pulso de Susana Díaz a Pedro Sánchez y el distanciamiento entre los socialistas andaluces y Ferraz después de que la líder del PSOE andaluz y los suyos marginaran a los partidarios de Sánchez de cara a este Congreso.

Aunque Pedro Sánchez y Susana Díaz entraran juntos al plenario, la tensión se podía mascar después de que los gritos a favor de Sánchez, arropando al líder en territorio de Susana Díaz, no le hayan sentado a ésta nada bien. El punto álgido tuvo lugar cuando los organizadores del congreso impidieron a un grupo de delegados sanchistas introducir una pancarta a favor de Sánchez.

El cónclave regional, celebrado en un hotel de Sevilla, no ha dejado indiferente a nadie. El reencuentro entre los dos rivales, viene después de su último cara a cara con motivo del Congreso Federal de junio y en consecuencia la expectación era máxima, como lo es la distancia que les separa pues si antes del Congreso eran rivales, ahora son acérrimos enemigos.

Con un partido dividido en dos para beneplácito del PP, las diferencias insalvables hacen que ni uno ni otro se muestren contentos. Sánchez necesita al PSOE andaluz si quiere aspirar a Moncloa y Susana a buen seguro perderá la Presidencia de la Junta si los sanchistas no la votan en las próximas autonómicas como así parece que es la tendencia.

Durante su comparecencia, Pedro Sánchez en un tono conciliador ha instado al PSOE andaluz a "sumar". Susana Díaz, por contra, le ha desafiado tras nombrar una ejecutiva en la que no aparece ningún miembro de los denominados sanchistas, empeñada en diferenciar al PSOE andaluz del PSOE del resto de comunidades. Así Sánchez no dudó en defender su modelo territorial basado en la plurinacionalidad, algo en lo que Susana Díaz no está de acuerdo, siguiendo las tesis de González y Guerra.

De nada ha servido que el Secretario General se haya deshecho en guiños y palabras amables aunque, de manera firme, apostase por una España plurinacional, un tema que se ha convertido en un verdadero quebradero de cabeza interno que amenaza con romper más si cabe al Partido Socialista. De esta manera Sánchez, que en ningún momento utilizó la palabra plurinacionalidad, sí se empleó a fondo para definir España como "Nación de naciones". "Estoy seguro de que los andaluces comparten que no puede defender a España quien no entiende a España de distintas maneras" dijo tras la apuesta que hiciera por una reforma federal y recordar a nombres del socialismo, como Gregorio Peces-Barba, Felipe González o Carme Chacón como firmes defensores de la nación de naciones.

Pero Sánchez fue más allá y para sorpresa de todos alabó a Susana Díaz y su gestión al frente de la Junta, asumiendo como própias las banderas que en estos días de Congreso ha enarbolado la lider de Andalucía. "Susana, tú y yo hablamos el mismo idioma, la igualdad y la fraternidad son el idioma del PSOE»", le dijo, añadiendo: "Cuando Susana habla sobre su historia vital, yo me reconozco en ella". Susana no se lo podía creer.

Mucho más hábil que la andaluza, Pedro Sánchez hizo un reconocimiento público de Felipe González, Alfonso Guerra, José Rodríguez de la Borbolla, Manuel Chaves, José Antonio Griñán y Carlos Sanjuán, quién por cierto no acudió al acto al no haber sido invitado por los organizadores. Pero para rizar el rizo respaldó oficialmente a la reelegida líder del socialismo andaluz, a la que se dirigió como "mi secretaria general y mi presidenta de la Junta", aunque eso sí, mostrándose firme al reclamarle acabar con las diferencias y la división del partido, que se ha hecho más que evidente en la última semana a cuenta del modelo territorial. "La derecha quiere un PSOE desunido porque un PSOE unido es imparable, así que hagamos un PSOE unido", esgrimió Sánchez para luego decir: "Susana, tienes mi apoyo para ganar las elecciones de 2019, aquí, en Andalucía", obviando la seria advertencia que minutos antes Díaz le lanzara asegurando que no iba a transigir con su nuevo modelo territorial y que este pulso con la dirección federal no está dispuesta a perderlo.

A pesar de que Díaz prometió lealtad, Sánchez duda. "Lealtad sí, pero no a cualquier precio" dejó claro cuando al referirse al modelo de España y la defensa de la igualdad de los territorios como frontera le advirtió: "Nunca me hagas elegir entre las dos lealtades porque soy la presidenta de todos los andaluces», al entender que Andalucía se siente perjudicada por los intentos de ofrecer a Cataluña una salida con mayores privilegios económicos que al resto de comunidades autónomas.

Sin embargo, Ximo Puig parece desmarcarse de Susana Díaz quién lejos de Sevilla remarcaba que "España es una nación de naciones, de nacionalidades, y que no pasa nada" después de que Puig y Sánchez hayan escenificado, en el Congreso del PSPV celebrado en Elche, su aparente reconciliación después del intento de los sanchistas por desbancarle y de que el presidente valenciado haya visto la emergente fuerza sanchista en su Comunidad. Al valenciano se sumó en Santander la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, quien dijo que por qué "algún compañero o alguna compañera se siente incómoda con la plurinacionalidad" refiriéndose a la presidenta de Andalucía, aclarando que la expresión "plurinacionalidad" se incluyó en el documento político aprobado en el 39º Congreso del PSOE.

A pesar del desacuerdo, el cierre le tocó a Sánchez quien logró su objetivo a pesar de que los socialistas andaluces rechazaran incluir en su ponencia política una enmienda en la que se pedía incluir el reconocimiento de la España plurinacional.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
2 comentarios