El Ayuntamiento de Lorca cede el uso de 13 piezas del mobiliario perteneciente al antiguo despacho del Secretario municipal a la Federación de “San Clemente”

El Ayuntamiento de Lorca cede el uso de 13 piezas del mobiliario perteneciente al antiguo despacho del Secretario municipal a la Federación de “San Clemente”

Lo cesión de estos muebles, restaurados por los alumnos de la escuela taller de la Concejalía de Desarrollo Local, supone un paso más en la colaboración con la Federación para dotar al futuro Museo Medieval de los mejores recursos”.

Las Concejalas de Desarrollo Local y Cultura del Ayuntamiento de Lorca, Isabel Casalduero y María Ángeles Mazuecos, han informado de la cesión de uso de trece piezas de mobiliario municipal. Casalduero ha explicado que “continuando con la estrecha colaboración que desde el Ayuntamiento de Lorca mantenemos, como no puede ser de otra forma, con la Federación de ‘San Clemente’, organización que cuida al Santo Patrón y coordina todos los actos en su honor, y tras la reciente cesión de uso de la Iglesia de Santa María como sede del futuro Museo Medieval de Lorca, hoy venimos a reiterar nuestro compromiso para con la Federación y lo hacemos con la cesión de mobiliario que vestirá el tempo”.

La edil ha detallado que “concretamente, vamos a ceder el uso a la Federación de ‘San Clemente’ de trece muebles de propiedad municipal y pertenecientes al antiguo despacho del secretario municipal, una cesión que viene a iniciar la equipación de lo que será el Museo Ciufront que se situará en la iglesia de Santa María”.

Casalduero Jódar ha indicado que “los muebles cedidos son un sillón de escritorio y dos sillas de brazos, ambos con estructura de madera torneada y ebonizada, asiento tapizado en terciopelo rojo y respaldo de cuero repujado con clavos, brazos y remates de los largueros del respaldo en bronce”.

La Concejala de Desarrollo Local ha especificado que “también una banqueta ‘de cortesía’ con estructura de madera torneada y ebonizada, con asiento tapizado en terciopelo rojo con asiento y brazos; un sofá de brazos y respaldo recto con estructura de madera ebonizada, con patas torneadas y tapizado en terciopelo rojo y, sobre el respaldo, se dispone un copete de palillería torneada rematada por una cornisa recta”.

“Y por último, dos sillones orejeros con patas lacadas en nogal y tapizado en terciopelo rojo y cinco sillones de madera de nogal y terciopelo con patas torneadas, estructura brazos sin decoración lisos, tapizado en terciopelo rojo con asiento y respaldo”

Isabel Casalduero ha señalado que “estos muebles fueron magníficamente restaurados hace algunos años por los alumnos de la escuela taller pertenecientes a la Concejalía de Desarrollo Local y dentro de nuestro empeño por seguir colaborando con la Federación y dotar el futuro Museo Medieval de los mejores recursos expositivos entendemos que este mobiliario, perteneciente al antiguo despacho de la Secretaría General del Ayuntamiento de Lorca y datado de los años 40 del siglo pasado, es un comienzo inmejorable”.

El Ayuntamiento de Lorca protege edificaciones emblemáticas del barrio de San Cristóbal

El Alcalde de Lorca, Diego José Mateos, ha informado, junto a los Concejales de Urbanismo, José Luis Ruiz Guillén, y de Patrimonio Histórico, María Ángeles Mazuecos, de la actualización del catálogo de Bienes Protegidos del Plan General de Lorca para la incorporación de nuevos inmuebles”. Mateos ha explicado que “se trata de la aprobación del avance de la modificación puntual 78 del Plan General de Lorca para la incorporación al Catálogo de nuevas construcciones ubicadas en el barrio de San Cristóbal”.

Diego José Mateos ha señalado que “la protección de los inmuebles y construcciones que se plantea con su catalogación supone la atribución de una nueva condición urbanística que establece unas especiales determinaciones para proteger las construcciones existentes, sin conllevar esto una alteración del suelo urbano ni modificación alguna de la clasificación o calificación del suelo”.

Mateos Molina ha indicado que “tal y como se aprobó en la reunión de la Junta de Gobierno del pasado 12 de Noviembre, la modificación del Plan General consiste en la incorporación en el Catálogo de Bienes Protegidos del Plan General de Lorca de nuevas construcciones, en concreto ubicadas en el Barrio de San Cristóbal de Lorca, que poseen interés cultural desde el punto de vista patrimonial, histórico, arquitectónico, ambiental y paisajístico para proceder a su protección por el planeamiento urbanístico, con el objetivo de preservar las señas de identidad del barrio de San Cristóbal, a través de determinadas construcciones”.

El Primer edil ha detallado que “son en total nueve los bienes a incluir en el Catálogo del Plan General son la Casa de Acacio Mateo Pérez-Castejón situada en la calle Mayor del barrio; la Ermita de La Peñica; Casa del Paso Encarnado; la Chimenea de la carretera de Caravaca; el local social ubicado en la calle Charco; el Caño del Callejón de Olcina; el Panteón de Acacio Mateo Pérez-Castejón del Cementerio de San Cristóbal; la Casa del Capitán y torres de vigilancia del Cuartel Mallorca 13, y por último, la Casa del Cura de la Iglesia de San Cristóbal”.

El alcalde ha añadido que “esta modificación en base a las características patrimoniales de las edificaciones a catalogar, proponen un nivel de protección de conformidad con la normativa del Plan, estableciéndose expresamente las obras permitidas realizar en cada construcción para garantizar la conservación de los valores que recaen en ellas”.

Diego José Mateos ha concretado que “la protección depende de cada inmueble, existiendo tres tipos de protección, la integral a través de la que se protege todo, dentro y fuera, habiéndose catalogado como tal la Chimenea de la carretera de Caravaca y el Caño de Olcina; protección estructural, mediante la cual se protege por fuera y algo del interior, es el caso de la Casa y el Panteón de Acacio Mateo Pérez - Castejón y por último, ambiental, por la que solo se protege el exterior, y que corresponde a Ermita de La Peñica, la Casa del Paso Encarnado, el Local Social, la Casa del Capitán y torres de vigilancia del Cuartel Mallorca 13; y por último, la Casa del Cura de la Iglesia de San Cristóbal”.

Por último, el alcalde ha agradecido “al área de Urbanismo del Ayuntamiento de Lorca y, en concreto, al Servicio de Planeamiento el trabajo realizado para la tramitación de estos expedientes que permita proteger estos inmuebles emblemáticos de la historia de nuestro municipio, muchos de ellos que en la actualidad están en uso y que han sido restaurados, como es el caso del Caño de Olcina y La Casa de Capitán, actual sede de la Cátedra de Poncemar de Gerontología, entre otros, con el objetivo principal de poder seguir disfrutándolos en cualquiera de sus condiciones”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios