El contundente discurso de Diego Conesa durante la Moción de Censura

El contundente discurso de Diego Conesa durante la Moción de Censura
Ampliar
jueves 18 de marzo de 2021, 12:05h

Sr. Presidente, Señorías: El pasado 10 de marzo de 2021, 23 diputadas y diputados de este parlamento, de los grupos parlamentarios socialista y de ciudadanos, presentamos en el registro de la cámara un escrito para retirar la confianza al Presidente del Consejo de Gobierno, presentando una moción de censura.
El contundente discurso de Diego Conesa durante la Moción de Censura


Un debate este que, por su gravedad y alcance, debe ser afrontado con la seriedad y responsabilidad que merecen cada una de las ciudadanas y ciudadanos de la Región de Murcia, y así lo hacemos los grupos proponentes de esta Moción de Censura. Máxima seriedad y responsabilidad democrática, pero también máxima empatía ante una ciudadanía exhausta tras un año terrible de pandemia.

Señorías, en mayo de 2019 los ciudadanos de la Región respaldaron mayoritariamente un proyecto de cambio liderado por el Partido Socialista. Un proyecto para avanzar hacia la Región que merecemos los ciudadanos y ciudadanas de toda la Región. Una Región que necesitaba, entonces y ahora, una profunda regeneración política, social y moral.

Sin embargo, fruto de los pactos entre tres partidos, entendieron que el PP y el Sr. López Miras, que no ganó las elecciones ni representaba al grupo mayoritario, tuviera la confianza de esta Cámara para volver a dirigir el gobierno de esta Región.

Hoy, casi dos años después, la situación política, social y moral de nuestra Región ha empeorado de manera evidente.

Hemos visto cómo la reputación de nuestra Región ha sido vapuleada, con escándalos empañan nuestra imagen y nos llevan a las portadas de todos los medios, ya bien sea por saltarnos, por cientos, los protocolos de vacunación, bien sea por saltarse el Presidente Regional todos los Estatutos de su partido, el Pacto nacional Antitransfuguismo o por pervertir y comprar el decoro y dignidad de los miembros del Consejo de gobierno o de este parlamento.

No hemos conseguido reducir ninguna de las brechas que nos separan del resto de regiones de España y de Europa, y seguimos liderando las ratios de desigualdad y pobreza. Y, por desgracia, las prácticas corruptas siguen instaladas en las entrañas y en la actuación política de este Gobierno regional.

Por eso hoy, en la moción de censura que debatimos, ponemos de manifiesto la necesidad de acabar, de manera inmediata, con el proceso de degradación política, social y moral de esta Región, con idéntica legitimidad con la que se invistió a este gobierno, fruto de la capacidad de acuerdo de dos Partidos políticos que representan el voto de casi 300.000 ciudadanos y
ciudadanas de nuestra Región.

Señorías no cabe otra forma de defender el prestigio de la Región de Murcia que poner fin al actual gobierno del Partido Popular.

Hoy, en los sillones azules de esta Asamblea, se sienta un gobierno indecente e inmoral. Un gobierno que es fruto de la corrupción. Un gobierno que allá donde vaya está señalado por su
origen y por sus actos; señalado por una actuación infame ajena absolutamente a las palabras honradez, respeto, decencia y democracia y lealtad a sus partidos.

Por eso, señorías, es deber de todos y cada uno de los diputados que componen esta Cámara censurar a este Gobierno y proponemos un nuevo gobierno para recuperar la esperanza, la ilusión y abordar un proceso de regeneración democrática que no podemos retrasar más tiempo.

Señorías, los gobiernos del PP en la Región de Murcia nos han dejado una herencia ruinosa y bochornos durante ya 25 largos años, 25 años de récords en procesamientos judiciales por
delitos ambientales y corrupción generalizada, con episodios tan duros y gravosos como la desaladora de la vergüenza. 25 años gestionando, de espaldas al interés general y respondiendo con demasiada facilidad a los intereses privados. Intereses privados que han dañado en demasiadas ocasiones el buen nombre de la Región de Murcia.

Ustedes y solo ustedes, señorías del PP, son los responsables del Gobierno de la Región durante dos décadas y un lustro largo. Son los principales responsables de habernos llevado a la ruina económica y al colapso ambiental.

Nuestra bajísima productividad lastra nuestro crecimiento económico.Nuestra mediocre posición competitiva, a pesar de nuestras enormes potencialidades y ubicación en el arco mediterráneo, no ofrece un entorno atractivo ni mucho menos sostenible, ni a empresas ni a ciudadanos que quieran establecerse aquí.

Nuestra inversión total en I+D+i, es absolutamente insuficiente. Nuestro mercado de trabajo mantiene niveles de temporalidad insoportables y las nóminas están casi 14 puntos por debajo de la media nacional. Y a todo esto hay que sumar los casi 11.000 millones de deuda, fruto de una gestión manirrota y despilfarro en estos años.

Por ello, tras las elecciones de mayo de 2019, la libre decisión de la ciudadanía de la Región de Murcia, abrió la posibilidad de un cambio real en el gobierno, la posibilidad de la alternancia en el gobierno de nuestra Comunidad Autónoma.

Con aquellas elecciones se abrió el momento de dejar atrás años de los proyectos de cartón piedra y de fotos vacías. De revertir los recortes en los servicios públicos. De cambiar nuestro modelo de crecimiento económico y basarlo en principios de sostenibilidad social y medioambiental. De recuperar el peso de los salarios de trabajadoras y trabajadores en nuestra tierra.
De convertirnos en una tierra de igualdad de oportunidades. Y de abandonar las corruptelas, desterrar a los corruptos, cerrar el cortijo y las redes clientelares populares, de recuperar la dignidad de las instituciones.

En definitiva, señorías, las elecciones de mayo de 2019, y más concretamente la ciudadanía con su voto, nos ofreció la oportunidad de recuperar el tiempo perdido y poner el contador a cero, para que nuestro gobierno autónomo dejara de ser una marioneta en manos de unos pocos y representara de verdad al millón y medio de murcianas y murcianos. Mantener en aquellas circunstancias al PP en el Gobierno en esta Región supuso un giro de timón en la dirección contraria de lo que esta Región merecía, de lo que la ciudadanía estaba esperando y ahora lo estamos pagando, lo estamos pagando muy caro, las instituciones y sobre todo la ciudadanía.

Sin embargo, las reglas de juego democrático que entonces valían para ustedes y que todos aceptamos, el pacto entre partidos políticos para alcanzar una mayoría parlamentaria, es precisamente la que ustedes niegan y ningunean ahora, incluso calificándolo de traición. Y no sólo niegan, sino que también la compran, la sobornan, la corrompen. Como siempre hacen ustedes, Sr. López Miras.

Pero aquel giro de timón, señorías, se ha desvelado, como un grave error. Y fue un error señorías, porque era evidente que el proyecto del Partido Popular hasta ese momento había demostrado no tener nada más que aportar a nuestra Región. Y fue un error porque no eran creíbles, como así se ha demostrado, las promesas de regeneración, de transparencia, de limpieza y de acabar con las prácticas corruptas.

Señorías hoy nos encontramos, en la Región de Murcia, en la misma disyuntiva que estaba nuestro país en 2018.

Regeneración o corrupción. Señorías del PP, Señor López Miras.Su gobierno, que hoy se sienta en esos sillones azules, es un gobierno corrupto. No hay mayor corrupción política que su intento de mantener el poder a cualquier precio. Usted, Sr. López Miras, ha cometido en directo y retransmitido por televisión para toda España la mayor tropelía, la mayor infamia contra la democracia que ha tenido lugar en esta Región.

Lo que usted ha hecho representa el mayor escándalo político vivido en esta Región en toda nuestra etapa democrática. Este hecho por sí solo, justificaría la moción de censura que hoy presentamos y someteremos mañana a votación en esta Cámara. Solo este hecho y sin tener en cuenta nada más, ni la grave situación social y económica en la que se encuentra nuestra Región, ni el desprestigio político y social o la red clientelar que sustentan. Sr. López Miras,

No es usted digno de la confianza de esta Cámara. No es usted digno presidente de esta Región. Su infamia perdurará para vergüenza de todos los ciudadanos y ciudadanas de la Región en la historia de nuestra democracia. Usted, su partido, ha comprado voluntades de la ciudadanía y ha vendido a precio de saldo a nuestra Región. Es usted el peor comercial de la Historia democrática de la Región de Murcia. No todo vale en política. Pero ha demostrado que a usted si le vale todo.

Sr. López Miras, usted ha traspasado todas las líneas rojas que la decencia permite en la práctica de la política democrática, llegando a saltarse sus propios estatutos de partido y el pacto antitransfuguismo. A las semanas en las que hemos soportado un día tras otro con bochorno, incredulidad e indignación las noticias sobre las vacunaciones de cientos de allegados al poder; sobre su nefasta gestión de un proceso de vacunación en el que los ciudadanos de esta región tenían depositada su esperanza de recuperación, se ha sumado el escándalo de la compra de diputados para mantenerse en el poder, la vergüenza de verle mercadear en público con los asientos de nuestro gobierno regional.

Su gobierno, Sr. López Miras, ha acumulado la mayor cantidad de imágenes que se recuerdan de descrédito político e institucional en la Región de Murcia. Nadie, jamás en esta Región, sometió a semejante humillación a la institución que representa. Su infamia será señalada en la historia de esta Región. Porque el bochorno de esta semana en la Región tiene nombre y
apellidos. Un acto de democracia, de alternativa política, es presentar una moción de censura, y más aún con la firma de una mayoría absoluta de diputados. Un acto de infamia y bochorno es comprar la voluntad de varios diputados utilizando para ello los sillones del Consejo de Gobierno. Por eso, señorías, hoy tenemos que elegir entre la corrupción del PP de la Región o la regeneración. Entre la infamia y la vergüenza o abrir una nueva etapa en la que podamos abrir las ventanas y que entre el aire limpio hasta el último rincón de nuestra Región.

Esa es la disyuntiva, ninguna otra. Regeneración o corrupción. Señorías,

En el escenario de esta legislatura, en la fotografía para reflejar las razones de esta moción de censura, es imprescindible añadir la sacudida inesperada en forma de pandemia que ha afectado de manera muy grave a toda la ciudadanía. Por desgracia para todos los que estamos aquí, esta legislatura será recordada como la legislatura de la pandemia de COVID19, la que cambió nuestras vidas, la que se llevó por delante a miles de compatriotas y ha dejado muy tocadas a millones de personas sin distinción de edad ni de capacidad económica, la que dejó bien claro que cuando ocurren acontecimientos como estos, la respuesta más efectiva es la que protagonizan las instituciones y especialmente los ejecutivos.

Y esa respuesta, en la que sin duda muchas instituciones de todo signo político han puesto lo mejor que sabían y podían hacer para combatir esta crisis sanitaria, sólo puede ser valorada positivamente si la actuación del gobierno regional que usted Sr. López Miras ha dirigido, se ha basado en la necesaria y máxima lealtad institucional, colaboración y coordinación entre los tres niveles de administración. Se ha dado prioridad a las personas más golpeadas y vulnerables y si la misma se ha acometido cumpliendo la ley y los protocolos sanitarios y de vacunación, con rigor y transparencia. Y es precisamente también el incumplimiento de estos principios por su gobierno, Sr. López Miras, otra parte importante que da soporte y fundamento a esta moción de censura.

Así es señorías. Qué poco le gusta la palabra gestión. Gestionar sus competencias. Y sus compromisos de gobierno (apenas el 10%, y casi todos de reclamar al Gobierno de España).
Porque, claro, ha estado más interesado en la pelea permanente con el Gobierno de España, haciendo partidismo en medio de esta pandemia. Más tiempo confrontando que preocupado en gestionar, en poner soluciones a los problemas reales que los sanitarios, los educadores, los trabajadores, los autónomos o los empresarios tenían.

De la falta de transparencia, el rigor y el control de la legalidad en la gestión de las vacunas ya he dado cuenta anteriormente. No es necesario incidir en la vergüenza al que ha sometido a esta Región.

Permítanme Señorías que continúe enumerando las razones por las que la gestión del Sr. López Miras, debe ser censurada: En los dos años que llevamos de legislatura su gestión se
ha caracterizado por dos notas principales: La primera, la ausencia de plan y de hoja de ruta política para la Región de Murcia. Se encontró usted con una nueva responsabilidad de gobierno cuando no la esperaban y han demostrado que el proyecto agotado que representaba el PP regional no daba para más.

Sí señorías, Sr. López Miras, han sido usted incapaz de poner un ritmo constante a la acción política que precisa la ciudadanía de la Región, más preocupados en satisfacer las demandas de algunos, de los de siempre, que en servir a la mayoría. Mención aparte en esa ausencia de gestión es la presupuestaria. Estamos en el mes de marzo de 2021 y el presupuesto ni ha entrado en la Asamblea Regional, con el consiguiente perjuicio para la sociedad de la Región.

Su falta de ambición de Región, su falta de proyecto es otra de principales razones que nos han llevado a la presentación de esta moción de censura. La segunda de las notas que describen su mandato es la inestabilidad. Usted ha estado más preocupado en invisibilizar al grupo mayoritario de la Asamblea que en
buscar su complicidad para llegar a acuerdos. Dotar a la Región de Murcia de un Gobierno fuerte, sólido y respetable que genere estabilidad y seguridad a la ciudadanía de la Región de Murcia en estos momentos tan duros y en el futuro próximo, es también una razón más para la censura. Así se formuló y firmó la pasada semana. Gobierno de máxima estabilidad con la única coalición mayoritaria posible: PSOE y Cs.

Señorías si algo ha demostrado las circunstancias en las que nos ha tocado iniciar la labor en esta legislatura es la necesidad de sumar manos, de aunar y coordinar esfuerzos.
Esta legislatura, por los grandes retos y problemas que teníamos por delante, precisa de la máxima colaboración, coordinación y lealtad entre instituciones: Ayuntamientos, Gobierno Regional y Gobierno de España.

Era el momento de trabajar y no enfrentar. De unir y no dividir. Respetando, integrando y superando las discrepancias y las diferencias, a nivel social, político y también y sobre todo con otras administraciones. Y eso le he ofrecido a usted y a su gobierno desde el primer minuto de esta legislatura. Mi mano ha estado tendida permanentemente.

Hemos venido reiterando nuestra voluntad de acuerdo y de pacto con propuestas concretas para dar estabilidad y soluciones políticas a la ciudadanía de la Región en este periodo tan difícil.

Propuestas en materia sanitaria, educativa y económica que han sido despreciadas de manera reiterada. La última vez hace unas semanas cuando ofrecí acordar unos presupuestos para la recuperación. Usted, Sr. López Miras, ha sido incapaz de escuchar y atender las numerosas propuestas que desde el GPS le hemos venido haciendo con lealtad a la ciudadanía. Hace casi 4 meses que le hicimos un ofrecimiento para sacar adelante unos presupuestos centrados en las necesidades reales, sin vetos.

Señorías,si la ausencia de proyecto y la inestabilidad son palpables en este tiempo, amén de la incapacidad para responder de manera solvente a la crisis sanitaria, las cuentas
pendientes del PP de la Región de Murcia con la regeneración política siguen siendo su asignatura pendiente. Son continuas las sospechas que recaen en multitud de contratos públicos en los que ustedes meten las manos y de manera sistemática encontramos irregularidades que hemos puesto en conocimiento de las autoridades judiciales. Sr. López Miras, heredó usted la presidencia tras una moción de censura del PSOE que se cobró la cabeza de su mentor Pedro Antonio Sánchez, pero no solo heredó el cargo, también heredó la idea de entender que la administración regional es un cortijo en el que ustedes pueden hacer y deshacer a su antojo.

Más pronto que tarde, se sabrá toda la verdad porque el PSOE de la Región de Murcia trabajará incansablemente porque ningún comportamiento corrupto quede impune, venga de donde venga.

Pero señorías, Sr. López Miras, es que son ustedes incorregibles. No conformes con el mangoneo de los últimos veinte años, y en medio de esta gravísima pandemia, han seguido comportándose dando la espalda a la más mínima ética política. Por eso les anuncio expresamente que vamos a estirar del chicle de la corrupción hasta el final, hasta arrancarlo definitivamente de la mancha que ustedes han incrustado en la imagen de nuestra Región.

Han traspasado ustedes todas las líneas rojas y esta Región no se merece que ustedes y sus corruptelas manchen más nuestra imagen. Y empeño mi palabra como Secretario General del PSRM-PSOE en que no cesaremos en denunciar y destapar esta manera de ensuciar las instituciones, para limpiarlas y poder sentirnos otra vez orgullosos de ellas.

Señorías, a nuestro juicio existen razones más que suficientes para que prospere la petición de retirada de confianza al Sr. López Miras mediante esta moción de censura. Las he enumerado y detallado. El GPS ha afrontado esta tarea con generosidad, responsabilidad y coherencia, pero para ello ha sido necesaria una labor de reflexión y acuerdo con Cs en la
que, el interés general de la Región, ha sido el principio dominante. Ese ha sido el espíritu de este proceso, desde la lealtad y el valor de la palabra dada en representación de los partidos políticos que nos han traído a esta cámara con el voto de la ciudadanía.

Pero señorías, frente a ese compromiso que para nosotros se materializó definitivamente el mismo 10 de Marzo pasado con nuestras firmas, nos hemos encontrado con la cara más negativa y reprochable de la política. Apenas dos días después de dicha firma, tres exdiputados de C´S escogieron el camino de la vergüenza faltando a su palabra, a su compromiso y cruzando todas las líneas rojas para pasar a convertirse en tres tránsfugas para toda la vida.

Sr. Álvarez, Sra. Miguélez, Sra Franco, mírenme a los ojos y escuchen bien. Su comportamiento representa una acción indecente. Es una decisión indigna. Repugnante para la democracia de la Región de Murcia. Y representa la mayor estafa cometida contra la democracia parlamentaria en nuestra Comunidad Autónoma.

No son ustedes ni disidentes, ni rebeldes. Son ustedes unos tránsfugas con nombres y apellidos conforme establece el Pacto Antitransfugismo en nuestro país.

Leo el párrafo primero del Pacto, renovado el 11 de Noviembre de 2020. "PRIMERO. - A los efectos del presente Acuerdo, se entiende por tránsfugas a los y las representantes locales,
autonómicos y estatales que, traicionando al sujeto político (partidos políticos, coaliciones o agrupaciones de electores) que los y las presentó a las correspondientes elecciones, hayan abandonado el mismo, hayan sido expulsados o se aparten del criterio fijado por sus órganos competentes”.

Si todavía les quedara un mínimo de vergüenza y dignidad, lo único que les quedaría y así se lo exijo otra vez, es abandonar, dejar su acta de diputados, si quieren mantengan ustedes su cargo de consejeros tránsfugas del Sr López Miras y del PP. Pero abandonen ustedes sus actas de diputados, no manchen más a esta Asamblea. No son ustedes dignos de representar la ciudadanía de la Región de Murcia y así se lo haremos ver cada vez que pisen este parlamento. Sra. Franco, Sra. Miguélez, Sr. Álvarez, les pregunto, ¿Quieren ustedes pasar a la historia como aquellos tránsfugas que por salvar su pellejo traicionaron, a su partido y a la ciudadanía que les permitió estar aquí? ¿Saben que eso les perseguirá toda su vida? Piénsenlo, porque todavía están a tiempo de no cargar con ese lastre.

Señorías del Partido Ciudadanos, me refiero con esta apelación ahora a aquellos diputados que oficialmente representan al día de hoy a ese partido y con los que como Secretario General del PSRM-PSOE he mantenido el cauce respetuoso y leal. El que estamos obligados quienes estamos al frente de un partido político.

Sra. Martínez Vidal, Sr. Molina Gallardo, como ya he dicho antes, las decisiones del inicio de la legislatura fueron a nuestro juicio un punto de inflexión tremendamente negativo. Pero en estas últimas semanas hemos comprobado que cuando los valores se imponen, cuando el interés general es lo que prima, lo que entonces ocurrió, podía ser enmendado. Y así lo hemos hecho, hemos compartido reflexión desde la serenidad, desde el análisis objetivo de la realidad que vive la ciudadanía de nuestra Región. Hemos comprobado como el Partido Popular de la Región de Murcia ha vuelto a caer en lo de siempre, en su trayectoria habitual, la marca PP.

El uso y abuso de las instituciones en beneficio de unos pocos dañando otra vez más la imagen de nuestra tierra.Y hemos puesto remedio a ello utilizando los instrumentos que nuestro sistema constitucional y estatutario nos permiten para revertir esta situación, presentando una moción de censura. Y señorías, expresamente señalo que lo hemos hecho al
amparo de nuestro Estatuto de Autonomía en su art. 33.4 en relación con los arts. 165 a 169 del Reglamento de la Cámara y art. 45 de la Ley 6/2004, del Estatuto del Presidente y el Consejo de Gobierno de la Región de Murcia. Que quede bien claro este punto señorías, porque nuestra acción, la que defendemos hoy en este debate, se legitima mediante nuestra norma fundamental, se interpone con absoluta transparencia y motivadamente.

Esta es la grandeza de la democracia cuando se ejerce desde el respeto a los cauces que esta ofrece. Gracias Sr. Molina y Sra. Martínez Vidal por mantenerse firmes en los principios, por tener palabra y por aguantar la presión a su alrededor que somos conscientes es enorme. Mientras que los partidos políticos que obtuvimos la mayoría en esta Cámara hemos ejercido nuestro derecho a plantear esta moción de censura dentro de la más absoluta normalidad democrática, y alcanzamos un acuerdo, estos últimos días hemos obtenido una razón más por la que nos ratificamos en esta decisión.

Y es una razón muy sencilla señorías, la respuesta del PP a esta acción parlamentaria legítima, en defensa de la decencia y la dignidad de las instituciones de nuestra
Región, ha sido comprar la voluntad de tres diputados sin palabra, ni firma, para retener el poder. Comprar voluntades y vender la Región. Ahora firman ellos Decretos como consejeros…No quisiera pensar que podríamos estar en la misma situación, sin honor ni palabra ni firma, de quien ostenta ahora mismo la Presidencia de esta Asamblea. Pura marca PP. Este es el mejor fundamento que nos ratifica en la decisión adoptada señorías, en la decisión de la moción de censura:

Ustedes pervierten la voluntad de las murcianas y murcianos y secuestran la democracia. Su partido va dopado a las elecciones, y si las pierde, no tiene el más mínimo pudor en comprar las voluntades de los representantes de la ciudadanía. Por ello es urgente que abandonen las instituciones. Por ello es urgente que entre aire fresco a la administración regional y se recupere el buen nombre de esta Región.

Señorías, quiero reconocer en este punto, la actitud generosa y de altura de miras de los diputados del Podemos en esta cámara. Sra. Marín, Sr. Esteban, gracias por demostrar su apuesta inquebrantable por la democracia regional y su defensa de la ciudadanía sin pedir nada a cambio. No eran necesarios sus votos en un principio para que saliera
adelante, pero han mantenido la coherencia. Con esa misma lealtad les aseguro responderemos a su gesto. Igual que al resto de diputados que pudieran tener la misma actitud que la Sra. Marín y el Sr. Esteban.

Señorías, voy a ir concluyendo, como Secretario General del PSOE y portavoz parlamentario siempre me he guiado por algunos principios que pretendo no abandonar nunca. Es el momento de la responsabilidad, de la coherencia y de la generosidad. Ninguna tarea de gran calado político como la que afrontamos hoy es posible a mi juicio, sin la concurrencia
de estos principios y así lo he demostrado siempre que he tenido oportunidad. Frente a los que se empeñan en denostarme por las razones más nimias, me siento cada vez más fuerte y
convencido de defender lo que soy y lo que me enseñaron en mi casa.

Por eso, como ya anuncié, he renunciado a entrar en el Gobierno de coalición entre PSOE y Ciudadanos que pudiera surgir de esta moción de censura. No tengo apego por el cargo señorías del PP y tránsfugas que les acompañan.Después de la política me espera una profesión y una libertad que me permite decir que a mí no me comprarán
nunca. Soy murciano antes que cualquier otra cosa. Mi máxima es el máximo respeto a las Instituciones, que funcionen y se coordinen, y de ninguna manera, voy a permitir que
intenten manchar el nombre de un Gobierno resultante de esta moción, que va a trabajar por una Región mejor y más transparente.

Defenderé los intereses de la Región de Murcia esté donde esté. Señorías, Compañeras y compañeros del GPS,

Gracias por vuestro apoyo. Sin él, esta tarea no sería posible. Cada día que pasa me reafirmo un poco más en los valores que representan los 140 años de historia del partido en el que militamos. Pero también estoy más convencido cada día, de defender los valores comunes de nuestra Constitución, la que más tiempo de estabilidad y bienestar ha dado a este
país. Y nuestro Estatuto de Autonomía. Con esta moción de censura defendemos la dignidad de las instituciones. Mandamos un mensaje claro a la ciudadanía porque no nos resignamos a seguir viendo cómo se perjudica el buen nombre de nuestra Región.

Y por ello, pido a todos los diputados que crean en la regeneración de las instituciones, en la estabilidad del gobierno de la Región y en la necesidad de poner en marcha un proyecto, en estos dos próximos años, que permita salir de la situación en la que nos encontramos, que apoyen esta moción de censura. No lo hagamos por ningún interés personal, hagámoslo por la Región de Murcia y su ciudadanía.

Habrá quien piense que, si la moción de censura no prospera, habrá ganado. Y sí, lo que habrá ganado será la corrupción, la miseria humana más pequeña, la cobardía más pobre.

Pero señorías, si esta moción de censura no prospera perderá la Región de Murcia y toda su ciudadanía. Y nos encontraremos con unas elecciones a la vuelta de la esquina, ¿a que sí, Sr López Miras, a que eso es lo que ha pactado ya con el Sr Antelo, para este próximo mes de octubre?

Señorías, desde el GPS y de CS que mantienen la necesaria dignidad y lealtad a lo firmado y presentado el pasado día 10, NO romperemos la confianza del pueblo en las instituciones, y seguiremos trabajando por limpiar el buen nombre de la Región de Murcia, nos cueste lo que nos cueste.

La Región y su gente, siempre lo primero. Muchas gracias.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios