Editorial: El 'show' del delincuente Urdangarin en un país de pandereta

Editorial: El 'show' del delincuente Urdangarin en un país de pandereta
Ampliar
sábado 28 de diciembre de 2019, 13:02h

A pesar de que Fiscalía informó en contra de que Iñaki Urdangarin amplíe sus trabajos de voluntariado y hasta se opuso a que el marido cuñado del rey salga de prisión tres veces por semana para acudir a un centro de discapacitados hay directrices que los ciudadanos desconocemos y marcan los pasos a seguir por la justicia. Y mientras esto sucede los españoles comprobamos atónitos lo ventajoso que resulta pertenecer, aun cuando seas un delincuente, a la familia real

Editorial: El 'show' del delincuente Urdangarin en un país de pandereta

Casualidad o no, Urdangarin exculpa sus penas en el centro Don Orione, gestionado por una orden religiosa italiana donde se atiende a más de un centenar de hombres con discapacidades extremas

Pero el marido de la infanta ya estuvo con anterioridad relacionado con los discapacitados, o al menos eso parecía hasta que se supo que aquel puesto que le buscaron desde la Casa Real era tan solo un retiro donde ocultar al delincuente.

Iñaki Urdangarin y sus socios saquearon Fdcis, una fundación para niños discapacitados. Esta fundación era en teoría con la que Iñaki Urdangarin debía lavar su imagen tras aparentar, solo aparentar, que había dejado los negocios privados con los que se enriquecía ilicitamente.

Esto sucedió en 2006 por orden de Zarzuela. A partir de ahí y también en teoría el que se denominó así mismo duque en-Palma-do parecía dedicarse a la filantropía con una la Fundación Deporte, Cultura e Integración Social (Fdcis) que había ayudado a crear el conde de Fontao, que era por entonces asesor del Rey.

La fundación tenía por misión que los niños discapacitados y excluidos tuvieran una vida mejor gracias al deporte y quien mejor para deirigirla que un exdeportista.

El problema estaba en que el deportista era además un ladrón que se creía impune por ser miembro de la casa real y un pesonaje que apesar de sus buenas maneras carece de escrúpulos y claro volvió a las andadas haciendo lo mismo que supuestamente hacían en el instituto disuelto por orden de la Casa Real: quedarse con el dinero de las donaciones dejando en la estacada a esos menores excluidos.

De los 621.528 euros que recibieron en ese concepto entre 2007 y 2009 solo destinaron a fines sociales o a la ayuda de asociaciones relacionadas con la integración el 1,5% de ese dinero, es decir algo más de seis mil euros.

La cuenta de La Caixa en la que Urdangarin y la familia de Diego Torres centralizaron los pagos refleja un total de 214 salidas de dinero entre junio de 2006 y noviembre de 2011 y solo siete fueron a fines sociales.

Durante ALGO MÁS de cinco años Fdcis entregó a organizaciones sociales 9.800 euros, el resto se lo quedaron él y sus socios de Noos que se repartió en una donación de 800 euros para la revista de la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer y el resto a la Asociación de Federaciones Americanas en Cataluña y, sobre todo, la orden Hospitalaria de San Juan de Dios.

Los investigadores sospechan que DESVIARON EL DINERO mediante facturas giradas contra sociedades controladas por Urdangarin y Torres o personas interpuestas, como ya hicieron en la predecesora de Fdcis, el Instituto Nóos, con salidas de dinero a beneficiarios como Mario Sorribas, el apoderado de Urdangarin en su empresa Aizoon y testaferro de la empresa 'De Goes' que luego sirvió para desviar dinero a paraísos fiscales, a Virtual Strategies, otra de las sociedades del entramado de los dirigentes de Nóos, a otra firma de Torres cuyo nombre es Shiriaimasu, a la empresa Octium S.L, de la mujer de Torres, Ana María Tejeiro, y a una firma de la red Nóos, Intuit, entre otras.

Urdangarin y su banda vació las arcas de la fundación "sin ánimo de lucro" y sin embargo, no hay apuntes que justifiquen ni las transferencias de dinero a estas personas ni a las empresas que controlaban el duque y su socio. Nada se sabe del dinero procedente de donaciones que nunca llegó a los niños discapacitados a los que en teoría, solo en teoria ahora atiende en sus salidas de la cárcel. Resulta curioso que la zorra cuide las gallinas y nadie haga nada para evitarlo.

Esas donaciones fueron entregadas por la empresa municipal Madrid 16, donaciones de una fundación pública del ayuntamiento madrileño que dirigía por entonces Alberto Ruiz Gallardón. A ello hay que sumar importantes empresas como Volvo Car, Repsol, la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), presidida por el también imputado Teddy Bautista, Abertis y DKV Seguros que dieron dinero a la fundación de niños discapacitados que dirigía en la sombra el duque de Palma, porque Zarzuela le había prohibido que apareciera en los órganos directivos.

Cuando saltó la noticia y el llamado Caso Noos estalló y un juez hizo el trabajo que se le supne a un juez, Urdangarín y su banda fue condenado, condena que siendo generosa para los delincuentes se rebajó a pesar de no devolverse el dinero robado. Luego comenzaron a llegar los beneficios penitenciarios que ha día de hoy siguen abochornándonos a todos y si no, juguen ustedes:

En esta salida de navideña el exduque y su familia han contado con hasta 11 guardaespaldas.

Urdangarin ha viajado en una furgoneta Mercedes Vito, le acompañaba la infanta Cristina a la que la justicia generosa libró de sus cargos, y sus cuatro hijos. De escolta contaron con 11 miembros de seguridad con cargo al Estado. "LLegaron a la urbanización en la que vive Claire Liebaert, en Ciudad Jardín donde dos de los escoltas les ayudaron con las maletas" . Al día siguiente, Navidad, la familia al completo salió de casa ante las decenas de medios que se han apostado a las puertas del domicilio para ir a misa.

“Fuera de la iglesia, durante la misa, había nueve agentes de seguridad de paisano, que los contamos uno a uno, y dentro había otros dos como mínimo”, revela ‘Gasteiz Hoy’, periódico local de Vitoria que estuvo presente durante el paseo, la misa y la vuelta a casa.

Cuenta dicho diario que a su llegada a la iglñesía de la Sagrada Familia se encontraron con numerosos vecinos que recibieron con abrazos y palmadas de cariño a Urdangarin, entrando en acción la decena de escoltas que no djaron "ni un metro sin seguridad".

Desde el Palacio de Zarzuela recuerdan que no informan sobre la seguridad de la Casa Real y aclaran que doña Cristina no depende de ellos, puesto que no forman parte de la familia real, que dependen del Ministerio del Interior.

Sin embargo Interior no da explicaciones del número de agentes de paisano responsables de la seguridad de la hermana del rey Felipe VI y su familia.

La Delegación del Gobierno en el País Vasco tampoco ha podido confirmar los datos.

Sin embargo de lo que no cabe duda es que la seguridad del delincuente Iñaki Urdangarín la pagamos todos los españoles.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios