Neil Armstrong, el primer hombre que puso el pie en la luna

Neil Armstrong, el primer hombre que puso el pie en la luna

Antes de morir Neil Armstrong rompió el silencio

Neil Armstrong, el primer hombre en caminar sobre la luna, fue un astronauta e ingeniero americano. Antes de convertirse en la profesión que lo hizo famoso, era un oficial de la “U.S. Navy” y fue a la guerra contra Corea. Después de servir como militar se graduó en la universidad del sur de California. Su misión, la cual fue su segunda y última se llevó a cabo en Julio de 1969 como comandante del Apollo 11. Se unió en 1962 a los cuerpos de astronauta de la NASA y en 1966 realizó su primer vuelo al espacio como comandante piloto del Gemini 8, convirtiéndose en el primer civil en ir al espacio.Después de 42 años del lanzamiento de Apollo 11, Armstrong se toma como “broma” las teorías de aquellos que dicen que la misión a la luna fue una farsa. Dijo: “la gente ama las hipótesis de conspiración porque son muy atractivas” pero nunca le preocuparon y aseguró: “alguien volará de regreso de la luna y recogerá la cámara que dejé allí”. Después de algunos meses de la aventura fuera de la Tierra fue sumamente criticada y señalada como una mentira, según la gente : “los vídeos e imágenes son totalmente simulados”.
Sigue con nosotros en la siguiente página para saber más sobre la entrevista.Después de la misión del 69, Neil anunció que no planeaba volar al espacio de nuevo. El veterano astronauta era conocido por no conceder entrevistas y no querer debatir sobre el gran logro que lo llevó a la fama. “Solo había un 50 por ciento de probabilidades de que el aterrizaje en el único satélite lunar del planeta Tierra saliera bien. Tan sólo un mes antes de que se llevará a cabo el cometido se decidió que se podría probar a realizar un descenso a la superficie de la luna”.

El astronauta americano también confesó que no sabían lo que encontrarían al llegar y explicó que lo que vio eran pendientes empinadas y rocas enormes, del tamaño de carros. Describió cómo logró aterrizar la nave: “No era un lugar óptimo para hacerlo, pero tomé el control manual y lo hice como si fuera un helicóptero. Había demasiadas piedras y encontré un área lisa, pude bajar allí antes de que nos quedáramos sin combustible. Solo teníamos para 20 segundos”.

La “NASA ha sido una de las inversiones públicas más exitosas en motivar a los estudiantes a hacer las cosas bien y alcanzar todo lo que puedan”, explicó. “Es triste que estemos llevando el programa en una dirección en la que reduzcamos la cantidad de estimulación y emoción que le da a los jóvenes”. Esta entrevista fue muy famosa y controversial, ya que no se acostumbraba que el célebre astronauta hablara en público. De cierta forma podríamos pensar que Armstrong creía que el número de niños que dicen “quiero ir a la luna de grande” ha disminuido considerablemente.Siendo uno de los hombres más famosos de la Tierra, falleció en Cincinnati, Ohio, Estados Unidos. Neil había estado bajo cirugía, realizando un bypass para liberar sus arterias coronarias bloqueadas. A pesar de que se decía que estaba en buena recuperación, desarrolló algunas complicaciones en el hospital y su vida terminó el 25 de Agosto del 2012. Después de su muerte fue descrito por la Casa Blanca como: “uno de los héroes americanos más grandes, no solo de su tiempo, sino de todos los tiempos”.

Hoy en día aún hay especulaciones sobre la llegada de la luna, muchas personas piensan que fue simulada y que nunca se llegó tan lejos. La famosa escena de Armstrong bajando de la escalera hacia la luna y después diciendo: “ese es un pequeño paso para un hombre, un gigante salto para la humanidad”. En una conferencia dijo que estaba seguro que tenían muy buena posibilidad de regresar a la tierra, el aterrizaje no lo era tanto. “Teníamos al menos un 90% de probabilidad de volver pero un 50% de llegar al satélite”. “Muchas personas no se dan cuenta de lo difícil que era la misión”. Así que aseguró que no había pensado en estas palabras desde antes, ya que no había mucho sentido, si no era muy probable realmente llegar hasta allí. Sin lugar a duda, esa gran frase fue lo mejor que pudo haber dicho. La llegada a la luna siempre será un tema de controversia y como muchos secretos que el gobierno guarda, nunca sabremos si es verdad o no. Solo los astronautas podrían confirmarlo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.