Estados Unidos tiene ya su 23 F gracias a Donald Trump

Estados Unidos tiene ya su 23 F gracias a Donald Trump

Cuatro muertos y 14 policías heridos durante la entrada en el Capitolio de EEUU de los fanáticos seguidores del peor presidente de la historia de EEUU

jueves 07 de enero de 2021, 11:13h
Estados Unidos tiene ya su 23 F gracias a Donald Trump

Washington duerme bajo un toque de queda tras el intento de Golpe de Estado promovido por Trump. El asalto al capitolio ha dejado 4 muertos, medio centenar de detenidos y 14 policías heridos. Como trasfondo a la negativa del todavía presidente a abandonar el poder están los Juicios y una millonaria deuda a los que tendrá que enfrentarse al salir de la Casa Blanca.

Estados Unidos tiene ya su 23 F gracias a Donald Trump

Cuatro personas muertas, 14 policías heridos y al menos 52 arrestos durante el asalto al Capitolio de EEUU. Este es el resultado de la arenga que ayer miercoles lanzó a sus seguidores que prestos entraron en la cámara legislativa para impedir que Joe Biden fuese reconocido como ganador de las elecciones estadounidenses.

El asalto al Congreso se produjo cuando ambas cámaras celebraban una sesión para corroborar la victoria electoral de Biden en las elecciones de noviembre pasado. El mismo fue promovido por el presidente saliente Donald Trump al arengar a los suyos a interferir en el proceso, acusando incluso a su vicepresidente, Mike Pence de arrogarse un poder que no le otorga la Constitución. Ello hizo que miles de seguidores del presidente se dirigieran al Capitolio donde entraron por la fuerza paralizando la sesión.

Ante la situación y despues de que la Guardia Nacional abortara el asalto, la alcaldesa de Washington, Muriel Bowser, extendió el estado de emergencia pública en la capital, durante otros 15 días, es decir hasta después de la investidura del presidente electo, Joe Biden, prevista para el 20 de enero.

Fuentes policiales han informado que se han encontrado y desactivado dos bombas caseras en las inmediaciones de las sedes de los comités nacionales de los partidos demócrata y republicano y que también hallaron un vehículo en el terreno del Capitolio donde había un rifle y hasta diez cócteles molotov.

Tras la derrota del actual presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se abre una nueva etapa que estará marcada por una deuda millonaria y causas judiciales que tiene pendientes y que podrían en un serio aprieto a Trumpcuando pierda la inmunidad que le otorga ser presidente.

Por el momento han sido seis los ayudantes de Trump condenados. Uno de los condenados fue su abogado Michael Cohen, aunque también el director de su primera campaña electoral, Paul Manafort entre otros. Este por delitos como la evasión de impuestos y la obstrucción a la justicia, delitos que podrían derivarle problemas importantes al todavía presidente.

Durante su mandato, Trump ha tenido que hacer frente al proceso de destitución en el Congreso del que salió airoso gracias a los votos de los Republicanos.

Ahora tras su derrota en las urnas y después de que el Congreso de EEUU haya ratificado la victoria de Biden Trump se verá obligado a encarar varios procesos y entre estos el denominado Rusigate en el que se le acusa de obstrucción a la justicia, tras la injerencia rusa en las elecciones de 2016.

Recordemos que tras la investigación, el fiscal especial Robert Mueller afirmó ante el Congreso que "no exoneraba al gobernante de ningún delito de obstrucción a la justicia, por el que podría ser enjuiciado cuando abandone la Casa Blanca", algo que tras dejar de ser inquilino de la misma, abuen seguro sucederá.

En su informe, Mueller escribió que no podía imputar a Trump mientras era presidente porque no tenía pruebas de una presunta colaboración entre el Kremlin y su equipo de campaña de 2016, pero destacó que si hubiera estado "seguro" de que el presidente "claramente no había cometido un crimen de obstrucción a la justicia", entonces lo habría dicho. Y ese último caso se estudiaría ahora.

Otra de las acusaciones a las que tendrá que hacer frente es por violar las leyes de financiación electoral por el pago de 130.000 dólares a la actriz porno Stormy Daniels, amante de Trump, que recibió esa cantidad para que no hablara sobre el romance durante la campaña electoral de 2016. Hecho este que tas conocerseTrump negó y luego admitió aunque asegurando que el pago lo realizó con su dinero. La justicia condenó a su entonces abogado Michael Cohen que ingresó en prisión por violar las leyes de financiación de campañas electorales y por evasión de impuestos.

Luego Cohen demandó a Trump y dijo que se arrepentía de haber trabajado para el presidente, a quien acusó de "racista, estafador y de ser un "fraude".

Otra de las denincias que pesan contra el mandatario estadounidense es la de fraude bancario, sobre el que la fiscalía del estado de Nueva York lleva un tiempo recopilando datos.

En esta investigación se está analizando sus declaraciones de impuestos y algunas transacciones bancarias no demasiado lícitas de las que loos investigadores sospechan y en las que al parecer tanto Trump como sus empresas habrían cometido fraude bancario al ocultar el verdadero estado de sus negocios para solicitar créditos y seguros.

Trump que ha intentado parar el proceso en los tribunales sin éxito, ha pretendido un hipotético perdón presidencial que no se ha llevado a efecto ya que este solo se aplicaría a casos federales y no le eximiría de este supuesto delito.

Otro problema añadido es su millonaria deuda. Algo conocido por una filtración del diario The New York Times que Trump niega.

Para este medio Trump es responsable de una deuda de 300 millones de dólares que tiene como fecha de vencimiento los próximos cuatro años, aunque el monto final con los débitos asumidos por sus negocios, ascendería a los 900 millones.

Asimismo el presidente tiene pendiente desde hace una década una batalla con el Servicio de Recaudación de Impuestos de EE.UU., que ha cuestionado la legitimidad de un reembolso de 72,9 millones de dólares que Trump reclamó y recibió de esa institución después de haber declarado enormes pérdidas.

Según algunos informadores norteamericanos Trump ha pagado supuestamente ningún tipo de impuesto en al menos 10 de los últimos 15 años, donde por lo general solo ha declarado pérdidas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios